Sábado 18 de diciembre


Oscar Benítez aceptó el reto

Oscar Emigdio Benítez aceptó ayer el reto de dirigir la selección nacional, que comenzará una nueva eliminatoria mundialista en marzo del 2000. Antes, dijo, debe terminar su actuación con Municipal Limeño, que se encuentra a un paso de llegar a la final del Apertura 1999.

Jorge Carbajal

El Diario de Hoy

Luego de una semana de estira y encoge, la escogitación del nuevo seleccionador nacional se despejó. El Comité de Selecciones Nacionales (CESEN) le apostó al entrenador de Municipal Limeño, Oscar Emigdio Benítez, para sentarse en el banquillo cuscatleco.

Benítez confirmó ayer a El Diario de Hoy que ya había enviado una carta en la que aceptaba ser tomado en cuenta como una opción.

"Envié una carta en la que expresaba mi disponibilidad para hacerme cargo de la selección nacional, a la vez que agradecía a los miembros del CESEN por tomarme en cuenta, pero hasta el momento no he recibido ninguna notificación oficial", expresó Benítez vía telefónica, desde Santa Rosa de Lima.

Más tarde, por medio de otra llamada, El Diario de Hoy le confirmó que, en una conferencia de prensa, el presidente de la Federación Salvadoreña de Fútbol (FEDEFUT), Juan Torres, había hecho el anuncio oficial ante la prensa deportiva nacional y corresponsales extranjeros.

"Creo que antes debo terminar con mi equipo (Municipal Limeño), precisamente en este momento me dirijo al estadio para dar una charla técnica ya que debemos prepararnos para el partido del domingo. De clasificar, tendré una semana para hablar y ver como está la situación", apuntó.

Odilio Víchez, miembro de la FEDEFUT, comentaba ayer a una radio local que de ser elegido por la comisión técnica, Benítez ya les había solicitado tiempo toda vez que su equipo se encuentra en semifinales, y estaría disponible hasta el 21 o el 28 de diciembre.

"Creo que cualquier entrenador nacional estaría feliz de ser elegido entrenador nacional, pero en estos momentos vamos trabajar con el equipo y luego a reunirnos con los miembros de la Federación, la Comisión Técnica y el CESEN", apuntó Benítez.

El cuerpo técnico

Benítez también opinó sobre las personas que han sido seleccionadas para complementar el cuerpo técnico de la selección nacional. En general, consideró que "son personas que conoce y con quienes considera se haría un buen trabajo".

"A Carlos Recinos (uno de los entrenadores auxiliares) ya lo conozco, he trabajado con él. Con José Luis Rugamas (otro auxiliar) también hemos trabajado juntos dentro de los cursos de entrenadores. De Nicólas Chávez (preparador de arqueros), puedo decir que trabaje con él en proyectos de selecciones menores y en general creo que trabajaríamos bien", apuntó.

Benítez se adelantó a lo que podría ser un arreglo salarial e incluso el período de trabajo por el que sería contratado. Opinó que lo más importante para un técnico de una selección es "tener el apoyo necesario para poder echar a caminar los planes de trabajo".

"Me tengo que sentar con ellos y ver todo, pero en estos momentos debo concentrarme en el equipo, tenemos que hablar del partido, aquí, en Santa Rosa, las cosas se hacen más difíciles, pero si clasificamos tendré una semana para hablar de todo esto, de proyectos de trabajo... Además, hay que ver lo que ellos quieren", finalizó.


[Nacional] [Negocios] [Deportes] [Editorial] [Espectáculos] [El País] [Chat]
[
Obituario] [Escríbanos] [Ediciones anteriores] [Otros Sitios] [Hablemos] [VIDA] [Guanaquín] [Vértice]
[
RUZ'99] [Portada]