Martes 31 de julio de 2001


Maestros: botín de extorsionistas

Su vida vale 1.500 colones. Ellos tienen siete días para elegir. O pagan o mueren. Los maestros al sur de Berlín están en manos de extorsionistas

Rosa Fuentes
El Diario de Hoy

Están desesperados. Los maestros en la zona rural de Berlín, Usulután, son asediados por grupos de extorsionistas desde hace mucho tiempo. Para este año, los delincuentes les han dado un ultimátum. Si en una semana no entregan el dinero exigido, morirán.

Los docentes deben cancelar 1.500 colones cada uno. La cuota se eleva mil colones más para los profesores que fungen como directores de los centros educativos rurales. Todos están inmersos en la misma realidad. Allí, no hay seguridad pública.

En oportunidades anteriores, los docentes se reunieron con la Policía Nacional Civil (PNC) para solicitarles su ayuda. En un inicio, se comprometieron a incrementar la vigilancia en la zona. Para los maestros, todo quedó en palabras.

Hasta la fecha, los docentes aún esperan que los patrullajes aumenten en la zona. Lo que en realidad incrementó fueron las amenazas por parte de los extorsionistas.

Los denunciantes hablaron acerca de la violación de una maestra embarazada que labora en una de las escuelas rurales de Santiago de María. Otra maestra, en Alegría, fue vapuleada por los delincuentes tras verificar que no portaba nada de valor.

"...desde el año pasado somos víctimas de estos delincuentes. Ya les entregamos una vez el dinero que exigían...parece que desean cobrarnos todo el tiempo a cambio del respeto a nuestras vidas...", afirmó Sandra, una de las maestras.

Calles solas

A diario, la generalidad de maestros camina hasta cuatro kilómetros de veredas solas para llegar a los centros educativos. Casi todos viven en Berlín.

Uno de los directores amenazados aseguró que ellos tienen la esperanza de que los criminales comprendan lo importante que es su labor. "...estamos contratados por el programa EDUCO...si nosotros no cumpliéramos, más de 300 niños de familias de escasos recursos se quedarían sin educación", sostuvo.

El docente indicó que los delincuentes negocian directamente con los directores. Antes de recibir el dinero, llegan cubiertos los rostros y con armas largas. Cuando llegan a recoger el dinero portan armas artesanales.

Las escuelas acechadas son La Mediagua y El Zapote, del cantón San Lorenzo. Además, los maestros de las escuelas de los cantones Colón, Alejandría, El Pajuilar, Las Delicias, El Corrosal, Virginia y El Tablón. A las que se agregan algunas instituciones de Santiago de María y Alegría que colindan con el sur de Berlín.

Más denuncia

El subcomisionado Óscar Aguilar Hernández, jefe de la Policía Nacional Civil (PNC) en Usulután, aseguró que para la próxima semana se trasladará un Grupo de Tarea Conjunto (GTC) a las zonas afectadas.

"...hasta hace poco tuve conocimiento sobre la denuncia de una maestra que fue perseguida por un grupo de delincuentes en el caserío La Mediagua", comentó. El oficial hizo un llamado a los maestros para que tengan confianza en la institución policial y se acerquen a interponer la denuncia.

El incremento de asaltos en la zona rural de Berlín fue confirmada por el jefe edilicio de esa localidad. Se trató de conocer la posición del Director Departamental de Educación, pero éste no se encontraba en su oficina.


[Nacional] [Negocios] [Deportes] [Editorial] [Escenarios] [El País] [Chat]
[
Obituario] [Escríbanos] [Ediciones anteriores] [Otros Sitios] [Hablemos] [VIDA] [Guanaquín] [Vértice]
[
RUZ'01] [Portada] [Planeta Alternativo]


Copyright 1995 - 2001. El Diario de Hoy
Derechos Reservados. Prohibida su reproducción total o
parcial sin autorización escrita de su titular.
www.elsalvador.com