elsalvador.com WWW
Portada Archivos Correo Chat Foros Clasificados Revistas Canales Sitios asociados Diarios Mundo

El escritor que eligió la libertad

Que la juventud se interese en conocer la historia, pero con una visión de derecha, es el reto de David Ernesto Panamá, uno de los fundadores de ARENA y autor del libro “Los Guerreros de la Libertad”


Publicada 10 de junio 2005, El Diario de Hoy

El autor observa su obra, la cual refleja sus forma de ver la realidad sociopolítica de El Salvador. Fotos Diario de Oriente

San Miguel
Yanci Pérez
Diario de Oriente

diariodeoriente@elsalvador.com



Diario de Oriente: ¿Cuál es el objetivo de publicar el libro sobre el origen de ARENA?
David Ernesto Panamá: La verdad es que si vas a una librería y vas al área de libros nacionales, todo lo que encuentras son libros de izquierda. No hay ninguno de derecha. Uno de los intereses es que nuestra juventud pueda tener opciones; es decir, leo a Dagoberto Martínez o leo a Ernesto Panamá.
Es un balance de lo que aquí pasó, porque sólo escuchamos una parte de la historia. Creo que eso no es correcto, porque hay mucha tendencia en esos trabajos. Creo que he logrado un trabajo interesante, porque soy crítico de las actitudes dentro de mi partido, cuando se alejan de la parte ideológica del mismo.
Reconozco que hubo gente que murió por sus ideales y que al igual que nosotros fueron traicionados. La línea que perseguíamos se cambió. Hay que reencauzarnos y volver a hacer que la juventud se interese en conocer la historia.

De sangre multicultural
- David Ernesto Panamá nació en 1951, en los Estados Unidos, pero solo estuvo un año ahí.
-Su padre es francés y su madre salvadoreña.
- Vivió en Santa Ana hasta los 18 años.
-Tiene 54 años y se graduó en el Liceo Santaneco, practicó el fútbol y la natación.
- En 1978 ingresó a la Escuela Militar, y a los seis meses estaba fuera, porque pidió la baja.
- Luego ingresó en la Universidad Católica, donde se graduó en Mercadeo.
Es padre de cinco hijas e ingresó al servicio militar, voluntariamente, en 1989.
-Después del conflicto armado se dedicó a actividades comerciales.
- Prestó servicio a entidades de gobierno, como embajador en Paraguay y Taiwán.
-Al terminar sus servicios al Estado, siguió en el ramo comercial.

¿Qué es lo que se plasma en su libro? ¿Usted habla de la verdad de lo que sucedió?
Bueno, hay un desencadenamiento de hechos que remonto hace 32 años. Luego hablo de cuando las grandes potencias, como China, Estados Unidos y Rusia se empiezan a disputar el mundo, en donde nosotros formamos parte de una guerra fría.
Poco a poco, voy llegando, a través del movimiento comunista, a Sudamérica y Centro América; cómo cae Nicaragua y seguimos nosotros.
Muchos dicen que la guerra inició en 1980, pero Fidel Castro nos declaró la guerra a América Latina en 1962. Nuestro país pasó en guerra 30 años, desangrádose, ¿para qué? o ¿Con qué objetivos? Si no buscamos nuestra realidad y nos dejamos influenciar por lo que dice uno u otro, vamos a seguir siendo los chivos expiatorios y poniendo los muertos. Aquí americanos murieron unos cuatro, pero salvadoreños fueron muchos. Los americanos (estadounidenses) diciendo que nos defendían de los comunistas y viceversa.

¿Estamos mejor hoy que antes de la guerra? Todas esas preguntas se las dejo al lector para que con un pensamiento crítico las conteste.

Como fundador de ARENA, ¿Cómo ha visto al partido? ¿Sigue con la línea que forjaron los fundadores?
En el libro hay capítulos interesantes. Una parte que habla de la historia inédita de ARENA, es decir son cosas que sólo se sabían dentro de ARENA, y que ahora el público las va a conocer. Cosas de gran importancia como el hecho que el partido es entregado a la oligarquía del país y se viene a pique. Hablo de la era post d’Aubuisson.
Después de Roberto d’Aubuisson, el partido es otra cosa totalmente diferente, pero ya era una ola enorme que por sí sola caminaba no importando los malos manejos partidarios. Salió adelante, pero en la época del presidente Francisco Flores el partido llegó a su peor etapa. Perdimos alcaldías y diputados exageradamente, y se rescata con la llegada del actual presidente (Antonio Elías Saca) que viene a asemejarse, en sus discursos, con la idea principal de una derecha popular, donde tiene la capacidad de subsidiar a la gente y ayudarla en sus necesidades.
Hasta ahora, nuevamente, vemos el sentimiento de ARENA.

La ideología arenera está presente en las páginas del libro, pero además contiene críticas a su dirigencia. Fotos Diario de Oriente

La figura del mayor Roberto d’Aubuisson marca todo el ideario de los escritos de David Ernesto Panamá.

¿Cómo ha visto el Consejo Ejecutivo Nacional de ARENA (COENA) su libro?
Se le entregó al señor presidente (Elías Antonio Saca) un libro y hasta la fecha no he tenido ninguna opinión de su parte. Lo que sí puedo decir es que la extrema derecha no le va a gustar, tampoco a la extrema izquierda, porque también hablo de ellos.

¿Cuáles son los tres ejes principales en la fundación del partido?
El eje principal es divulgar la ideología del partido. Cuando empezamos con el mayor d’Aubuisson a dar conocer el partido, interesaba primero que la gente identificara la cruz como un símbolo, porque había mucha gente analfabeta y la otra de que éramos areneros con un pensamiento de Dios, patria y libertad con lucha, paz, progreso y libertad.
Primero el individuo, después la familia y por último la sociedad. En ese orden, y no al revés como es la izquierda, porque esa es la base.

¿Qué es lo que falla en los gobernantes y por qué la gente pierde confianza?

Bueno, para mí ha sido sorprendente la aceptación del presidente Saca, en el sentido que reconoce los verdaderos problemas de la sociedad. Sabe que existen.
En el gobierno del presidente Flores, se dejaron relegados, ignorados y no se trabajó en función de ellos. Saca es una gota de agua en el mar, pero está haciendo algo ante los problemas de la población”.

¿Qué otros libros está preparando?

Estoy trabajando en un libro de cuentos para niños, además estoy escribiendo un libro llamado ‘Visión de espejos’ que es un libro de ficción, y en un libro llamado ‘El Salvadoreño Feyo’, donde narro muchos de los defectos de los salvadoreños y lo diferente que sería si tuviéramos más cultura. Es decir, cuidando el medio ambiente, no tirando la basura a la calle y muchas cosas que deberíamos cambiar en nuestra forma de ser”.

 

 

 



 

elsalvador.com WWW